Axel Cantlon: “Un charter no es competencia directa con Chevallier”

0

En la Municipalidad nos tienen acostumbrados a grandes noticias que siempre hay que analizarlas porque le ponen un énfasis superior al que de verdad se requiere.

El viernes se conoció la noticia de que la Municipalidad se encuentra gestionando la instauración de un chárter que viaje a Capital Federal para competir con la empresa Chevallier, con un boleto liberado, que será gerenciado por privados y no contará con ningún subsidio.
La verdad es que la noticia en principio es positiva, porque es un nuevo servicio de transporte a Capital Federal es en si misma favorable para nuestra Ciudad de Campana.
Ahora si analizamos un poco más en profundidad la noticia, podemos deducir que el costo del servicio chárter a la Capital Federal no será igual al servicio que hoy presta Chevallier; el importe del boleto del transporte interurbano en un servicio chárter será más caro; si tenemos en cuenta que no tendrá subsidios en los costos que son altos; y con un precio liberado; resultará difícil competir con Chevallier que mantiene algunos subsidios si bien se le redujeron bastante en el último tiempo.
Además, está claro que el servicio chárter no cubrirá todos los horarios que cubre el servicio de Chevallier, y seguramente solo lo impondrá en los horarios pico; con lo cual es necesario conocer un poco más como será implementado para definir si la noticia resuelve el problema, o si sólo soluciona las demandas de un sector de la demanda de usuarios.
Teniendo en consideración lo comentado respecto al precio y la cobertura de horarios, a las claras surge que lo anunciado no implica la implementación de una competencia directa con el monopolio; sino que sólo permitirá absorber un segmento de sus pasajeros que no viajan en forma frecuente; o aquellos que utilizan su vehículo para viajar todos los días y con este servicio el costo mensual de su gasto en traslado podría reducirse.
En consecuencia, si bien es un augurio que los campanenses podamos contar con otro servicio de transporte interurbano, aunque sea un charter; lo que realmente espero de esta decisión es que obligue a Chevallier a invertir en la mejora y calidad del servicio, que en definitiva es la necesidad más imperiosa de todos los trabajadores y usuarios que utilizan todos los días este servicio. Estos usuarios, son los más perjudicados, y tampoco contarán con los recursos para utilizar el nuevo servicio chárter. Si este último objetivo no se consigue, en conclusión, el chárter será solo una nueva oferta y una solución para un segmento más pudiente, pero no resolverá la cuestión de los usuarios y trabajadores que no puedan acceder al servicio.
Por otro lado, las autorizaciones de charters, al tratarse de autorizaciones otorgadas por el Poder Ejecutivo serán soluciones temporarias mientras dure el gobierno de turno; dado que luego una decisión unilateral de un gobierno posterior podrá dar de baja las autorizaciones.
En conclusión, la noticia es buena parcialmente, pero sin embargo, la solución definitiva del asunto del transporte interurbano está lejos de solucionarse sin una nueva licitación pública de un nuevo servicio que cumpla el mismo recorrido y que garantice la competencia directa.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.